¿Afecta la guerra de Rusia y Ucrania al ciclismo?

¿Afecta la guerra de Rusia y Ucrania al ciclismo?

Los gestos son importantes y en esos momentos mostrar unidad frente a la barbarie y apoyo a las víctimas es necesario


El pasado jueves medio mundo se despertó con la noticia de que Rusia había iniciado su ataque a Ucrania.  Aunque era la confirmación de una probabilidad que en los últimos días se había ido convirtiendo poco a poco en certeza, verlo en directo hizo que las esperanzas de que Putin entrara en razón saltaran por los aires.

Ese mismo día tenía lugar la quinta etapa del UAE Tour en Emiratos Árabes, la séptima del Tour de Ruanda y también arrancaba la carrera gallega O Gran Camiño.  Porque allí donde no entran los tanques y las balas no silban por el aire la vida sigue con aparente normalidad incluso en el deporte… ¿o no?

¿Afecta la guerra de Rusia y Ucrania al ciclismo?
© BiciNoticias

Los días posteriores a la invasión, las manifestaciones en contra del ataque se sucedían en las redes sociales y en los medios de comunicación.  La comunidad deportiva internacional no fue una excepción y organizaciones cómo el Comité Olímpico Internacional o la Federación Internacional de Fútbol condenaron el asedio, cancelando esta última la final de la Liga de Campeones que estaba prevista para mayo en San Petersburgo.

Concretamente en el ciclismo, el presidente de la UCI, David Lappartient, publicó un mensaje condenatorio el viernes en Twitter

“La UCI pide el cese inmediato de las hostilidades en Ucrania y condena firmemente la violación del derecho internacional por parte de Rusia”, escribió Lappartient. “Nuestros pensamientos están con el pueblo ucraniano y con la comunidad ciclista de Ucrania. No está programado ningún evento de la UCI en Rusia o Bielorrusia en 2022”.  Estas declaraciones se ampliaban al día siguiente en la web de la UCI.

David Lappartien

¿Son necesarias estas manifestaciones públicas?  Sin duda alguna, sí.  Los gestos son importantes y en esos momentos mostrar unidad frente a la barbarie y apoyo a las víctimas es necesario.  Incluso varios ciclistas de élite -no muchos, seamos claros- criticaron el ataque. Es el caso de la máxima figura del ciclismo ruso, Pavel Sivakov, que no dudó en manifestarse en contra de la invasión de su presidente al país vecino aún sabiendo que en su país no se lo piensan dos veces a la hora de tomar represalias.

Otro ejemplo es Fabio Jakobsen, que tras ganar la Kuurne-Bruselas-Kuurne recordaba que en esos momentos jóvenes de su misma edad estaban luchando por su libertad en la que es la primera invasión en Europa desde la Segunda Guerra Mundial.  

¿Son suficientes las declaraciones públicas? Probablemente no.  La UCI se apresuró a indicar que no había ningún evento programado para este año en Rusia o en Bielorrusia pero ¿significa eso que su reacción se habría limitado a cancelar las competiciones en esos territorios de haberlas habido?  ¿Significa que no se tomará ninguna otra decisión al respecto? Se espera de las organizaciones que sus compromisos se muestren más allá de las palabras, que ejerzan su influencia y generen un impacto real, asumiendo las consecuencias negativas que pudieran tener para ellas.

Pero estamos hablando de posibles medidas de organizaciones cuyo impacto probablemente ni siquiera llegaría a los oídos de Putin.  ¿Prohibimos a Gazprom, patrocinador fuertemente vinculado a Rusia y con lazos directos con el presidente, que participe en las carreras del calendario internacional? Dadas las consecuencias económicas y políticas probablemente ese sería el menor de los problemas de la compañía energética, pero sí tendría serias consecuencias para el talento joven deportista de Rusia.  Y es que no debemos diferenciar entre los gobernantes y la población, pues son muchos los rusos en contra del ataque a Ucrania, también en el ciclismo.  

De hecho, se ha hablado mucho de la metáfora que ofreció el ciclismo apenas 24 horas después del ataque, con un joven ciclista ucranio, Anatoliy Budyak, alzándose con el triunfo en Ruanda y a más de 7.000 kilómetros de distancia, en Emiratos Árabes Unidos, el triunfo del equipo Gazprom con tres ciclistas en los primeros puestos.  El primero de ellos, es un joven checo de 19 años que trabaja en este equipo como podía correr en cualquier otro.   

Por ello no es tan fácil dar una respuesta rotunda e inmediata.  Si se veta una nacionalidad, un tipo de patrocinador o se toma cualquier otra medida punitiva contra Rusia en el ciclismo de forma generalizada, probablemente las consecuencias sean para los corredores en primer lugar y para la afición en general.  Y, sin embargo, no hacer nada sería lanzar un mensaje contrario al deporte, sería admitir que hay razones por encima de las reglas del juego, que en el deporte internacional se puede hacer la vista gorda al juego sucio si las consecuencias no son convenientes.  Sí, son decisiones difíciles precisamente por lo que pueden conllevar, pero ese es justo el papel de las organizaciones deportivas, tomarlas.

Total
1
Shares
Artículo previo
Le samyn 2022

Le Samyn 2022 Información y clasificaciones

Artículo Siguiente
STRADE BIANCHE UNA VERDADERA CLÁSICO

Lista de inscritos Provisional Strade Bianche 2022



Noticias relacionadas